Blog Milano Rent a Car

14DIC

¿Has manejado con el tanque de reserva?

Como conductores, solemos crear una serie de comportamientos que, con el correr del tiempo se quedan muy apegados a nuestra manera de conducir, algunos no son muy positivos ni para uno como conductor, ni para el vehículo que conduzcas. Ejemplo  de esto es permitir que el nivel del tanque de gasolina disminuya al punto de conducir con el tanque de reserva. Muchos lo hacen y afirman no haber problema alguno, aquí aclararemos por qué realmente no está bien hacerlo.

¡Menos es mejor!

                Mucha personas poseen la creencia de que llevar unos 20 litros menos en el tanque de combustible, tendrá influencia en el consumo de gasolina o Diesel a lo largo de un año, pero ¿Cuáles son los efectos de llevar a tu motor hasta la reserva del combustible e incluso, utilizar tal reserva? Debemos tener presente que, por muy refinado que pueda ser el combustible que utilizamos en nuestro vehículo, siempre al final del tanque, quedan residuos que fácilmente pueden colarse en el motor, lo que seguramente a futuro puede generar averías en el mismo.

                A través del filtro de combustible, pequeños elementos van adhiriéndose a las cabezas de los inyectores formándose en ellos una capa que resulta perjudicial, ya que afecta la vida útil de los mismos, con el tiempo, esta capa agrava los componentes, lo que provocará una visita obligada al taller, entonces el hecho de ahorrarte un dinero por llevar el tanque medio lleno se transformará en un gasto mucho mayor.

               Es importante que tengas presente que, incluso cuando vas a rentar un vehículo, debes de tener cuidado y tratar al mismo como si fuera tuyo, prestando atención a este asunto también, para no ocasionarle fallas al auto rentado, problemas de disponibilidad en futuras rentas y compromisos económicos de tu parte, con la empresa.

                Teniendo en cuenta todo lo explicado, cuando veas que tu nivel de combustible se acerca al nivel de reserva, has un esfuerzo y preocúpate por recargar el tanque de tu vehículo, todo con el fin de evitar quedar varado más adelante, por fallas en tu motor.

Pero tampoco seamos extremistas o alarmistas, si en algún momento esporádico se te olvida colocar el combustible y debes llegar de emergencia a tu destino con la reserva, no por ese hecho aislado tu auto se dañará por completo.

El problema radica en que te acostumbres a esto y luego realices esta acción de forma muy recurrente y premeditada, en dichos casos, seguramente los resultados serán los que ya se mencionaron anteriormente, correrás el riesgo de quedarte varado en el camino, con todo el riesgo e incomodidad que esto trae consigo.

En resumen, no es nada recomendable conducir con la reserva del combustible, por lo que, a menos que sea en casos excepcionales y de emergencia, ¡Evítalo al máximo!

Compartir este artículo